Tratamiento de aguas

Tratamiento de aguas

De nuestros recursos naturales, quizás el agua es el más valioso para nosotros, porque el cuerpo humano está formado por agua en un 70%, y sólo podemos sobrevivir sin ella durante tres días. Debemos cuidar nuestros recursos hídricos con mimo, y con este fín, Soliclima ofrece varios productos de tratamiento de aguas: residuales o negras, grises, captación de aguas pluviales, depuración y ósmosis inversa

Tratamiento de aguas grises

Debido a la escasez de agua, la sociedad se está concienciando de la importancia reciclar el agua que consumimos. El gasto doméstico diario por persona es de 129 l y la mitad provienen de la ducha y la cisterna. A parte de limitar ese gasto, se puede optar por sistemas de reciclado para mejorar el consumo.

Se podrían ahorrar hasta 90.000 litros de agua al año por familia con un sistema de tratamiento de aguas grises, donde su función será limpiar el agua de nuestro aseo personal (lavabo, ducha, baño) haciéndola útil para otros usos con agua no potable: lavar la ropa, la cisterna, riego del jardín, etc... en definitiva, para aquellos usos no potables. El agua se limpia con una calidad constante y fiable, cumpliendo las normativas europeas en cuestiones de higiene en aguas del cuarto de baño.

 

Reciclaje de aguas grises

Se instala fácilmente en las plantas inferiores de la vivienda para facilitar la circulación de los fluidos.

El sistema se basa en un filtrado sin productos químicos, por lo que es totalmente inodoro.

Está disponible en diferentes tamaños, adaptándose a las distintas necesidades de consumo.

Ventajas del tratamiento de aguas grises

1. Solución a medida

La amplia gama de medidas se adapta a distintas necesidades de consumo: de 600 hasta 10.000 litros diarios

2. Calidad de agua excelente y constante

El tratamiento por rayos ultravioleta ofrece de forma constante, un agua de alta calidad

3. Diseño compacto y poco voluminoso

4. Sencilla instalación y práctico funcionamiento

5. Puede recibir subvenciones, en función del municipio

Gastos mínimos de instalación. Funcionamiento totalmente automático gracias a la unidad central de control y al sistema de autolavado.

5. Mecanismo eficaz y seguro

El proceso no emplea sustancias químicas, es silencioso y no produce olores.

6. Gastos mínimos de mantenimiento

Utiliza componentes de larga durabilidad y no contiene sustancias químicas. El consumo energético específico es de unos 1,2 k"h/m3

7. Rápida amortización

Teniendo en cuenta que el precio del agua es cada vez mayor, este sistema de reciclaje de aguas grises se amortiza rápidamente.

 

Esquema de funcionamiento

Reciclaje de aguas grises

1. El filtrado se realiza en el momento de entrar el agua en el depósito. Las particulas de mayor tamaño son recogidas mecánicamente y expulsadas directamente al alcantarillado

2. Posteriormente, en los depósitos de reciclaje, un tratamiento biológico descompone las partículas de suciedad. El agua tratada es bombeada cada tres horas a la siguiente fase.

3. La esterilización: en su camino hasta el depósito de almacenaje, el agua es sometida a los rayos ultravioleta de la lámpara UV que la desinfecta -según indicaciones de la Directiva Europea 73/160 EWGdel agua para uso doméstico.

4. En caso de que el agua necesitada sea superior a la alamacenada, el sistema permite la incorporación de agua potable de red para garantizar el suministro.

 
 



INSTALACIÓN REALIZADA

Aguas grises en el Penedés

Tratamiento de aguas grises en el Penedés

El agua es básica para nuestra superviviencia

La necesitamos para beber, para lavarnos, para cocinar, y para regar nuestros cultivos. Nunca hemos tenido en cuenta que el agua es un recurso natural que es limitado y debemos cuidar. Muchos pozos se han secado o se han salado por un exceso de utilización de agua. Por este motivo, como consumidores de agua podemos poner nuestro grano de arena reciclando el agua de nuestras casas y aprovechándola para usos en los que no es necesaria el agua potable, por ejemplo, regar el jardín o llenar la cisterna del váter. El reciclaje de aguas grises consiste en construir dos circuitos hidráulicos diferentes en la casa. Una es la del agua potable y la otra es la del agua reciclada. El agua de lavabos y duchas se recoge y se le da un tratamiento mediante láser. Queda totalmente higienizada, aunque no se considera agua potable, y se destina a limpiezas de todo tipo (coche, suelos, lavadora, etc), al riego de plantas y al llenado de la bomba del váter.

Teléfonos:
  • 902 053 038
  • 931 616 018
Idiomas
Visítanos en
Compartir