Energia eolica

Energia eolica

La energia eolica es la energía que genera el viento y que puede ser aprovechada directamente o ser transformada como energia eléctrica. Se puede aplicar esta energía a gran escala, siendo una de las más productivas dentro de las renovables, o bien en pequeñas instalaciones. La energia eolica es actualmente la energía renovable con mayor crecimiento y representa ya una gran parte de la producción eléctrica.

Electrificación de viviendas mediante energía eólica

Las energías renovables ofrecen la posibilidad de disponer de electricidad de forma gratuita tras una inversión inicial

En muchos casos, hay viviendas o explotaciones agrícolas que se encuentran alejadas de la red eléctrica, y la compañía les pide varios miles de euros para alargar la red hasta su cercanía.
La forma que tienen sus dueños de solucionar este problema es utilizar generadores de gasóleo, que es un combustible fósil caro y sucio. Pero las renovables ofrecen soluciones mucho más adecuadas al nuevo modelo energético.

Podemos utilizar una instalación eólica para generar electricidad gratuita en zonas rurales. Ahora bien, es conveniente consultar el mapa eólico publicado por el Ministerio español para poder determinar si la velocidad y cantidad de viente existente en la zona hace la instalación rentable, puesto que la Península no es un territorio especialmente ventoso. La ventaja que sí tenemos en este sentido es nuestra latitud, que favorece una cantidad considerable de horas de luz solar. Por este motivo, resulta conveniente combinar la instalación fotovoltaica con la eólica para garantizar un suministro fiable. También es recomendable conservar el generador de combustibles fósiles, porque a pesar de las renovables, puede darse el caso de que ocasionalmente no proporcionen suficiente electricidad para cubrir la demanda de electricidad.

Ventajas de la energía eólica

  • Recibe subvenciones
  • Es limpia y ecologica
  • Es renovable, es decir, es decir, inagotable
  • No emite CO2 ni otro tipo de contaminación, por lo que no contribuye al cambio climático
  • Favorece la indepencia energética
  • En caso de disponer de una localización muy ventosa, podríamos plantearnos invertir para vender la electricidad a la compañía eléctrica.
  • No debemos preocuparnos de la logística que implica el carburante líquido



INSTALACIÓN REALIZADA

Fotovoltaica y eólica en Tarragona

Energia eolica

La situación de la energia eolica en el mundo.

Soliclima no se dedica a la instalación, venta ni explotación de grandes parques eólicos; nuestro objetivo es la energía eólica de pequeña potencia, la utilizada en el ámbito doméstico, pero nos parece interesante informar sobre la hermana mayor, la energia eólica de venta a red que produce su electricidad a través de grandes parques con aerogeneradores de varios MW de potencia. España es una potencia eólica a nivel mundial, y algunas de nuestras empresas se cuentan entre las más importantes del sector nivel internacional. A pesar de esta situación, aún no existe en nuestro país ni un solo molino en el mar, a pesar de la existencia de proyectos al respecto. Este retraso se debe a que el Ministerio correspondiente ha necesitado unos años para elaborar un completo informe sobre la situación de nuestras costas en relación a la energía eólica marina: profundidades, velocidad del viento, factores ecológicos y tráfico marino; todos los factores que pueden hacer posible o impedir la instalación de un parque eólico marino. La eólica marina tiene su feudo actualmente en el norte de Europa: Dinamarca es el mayor productor de este tipo de renovable actualmente en el mundo, aunque Alemania y Gran Bretaña ya están desarrollando proyectos que dejarán pequeña la aportación danesa. Dinamarca,, que ha sido un pionero de la eolica, instalando ya los primeros aerogeneradores durante la décadad de los 70-, es un país ventoso que en ocasiones duplica su producción eolica, con el consiguiente riesgo para la estabilidad de la red nacional. Para aprovechar esos excedentes, dos empresas -una de ellas californiana-. ya han comenzado a desarrollar un proyecto para utilizar esa electricidad para la futura red de coches eléctricos del país. El gobierno danés ya se ha comprometido a fomentar la compra de los coches eléctricos eliminando el caro impuesto de circiulación que deben pagar los automoviles convencionales. Alemania ya ha comenzado la instalación durante el verano de 2009 del proyecto Alpha Ventus, que constará de 12 aerogeneradores de 5 MW cada uno. Al hablar de Alemania vale la pena recordar la experiencia de la ciudad norteña de Bremerhaven, como muestra de lo que el desarrollo de las renovables puede hacer en un entorno industrial degradado. Esta ciudad, que nació a partir de la construcción de un puerto más grande para la vecina ciudad de Bremen, vivió un fuerte declive económico durante los años 90 debido a una conjugación de factores: antes de la caída del muro de Berlín, era un puerto logístico para el ejército estadounidense, que rebajó sus fuerzas tras la caída de la URSS. Bremerhaven también era puntero en cuanto a astilleros, pero los astilleros asiáticos comenzaron a suponer una dura competencia para el puerto alemán. Su industria pesquera también tuvo que hacer frente al desastre. En unos años, de 150.000 habitantes se pasó a tener poco más de 100.000. Bremenhaven está, pues en la costa, y dispone de uno de los puertos más grandes del norte de Europa. Era perfecta para servir de puerto logístico a los múltiples proyectos de eólica marina que se tienen en los mares del Norte, las autoridades locales intentaron fomentar ese uso, consiguiéndolo. Ahora hay varios fabricantes de eólica instalados en la ciudad, un centro de investigación, un centro de formación, y la ciudad es el centro de la eólica marina del norte del continente. Gran Bretaña está construyendo ya lo que será el mayor parque eólico marino del mundo, frente a la costa de Londres. Su potencia total será de 1 GW. Cuando esté finalizado, podrá proporcionar electricidad a la cuarta parte del área de Londres. Cada aerogenerador contará con más de 3 MW de potencia, aunque dado que el parque se construirá por fases, lo más problable es que en los últimos molinos que se instalen dispongan de mayor potencia, dado que ya están empezando a construirse aerogeneradores con 5 MW de potencia. Otro país que está fomentando la eólica es Canadá. Y no es de extrañar; dispone de vastos territorios y de las condiciones meteorológicas óptimas para el desarrollo de la energía eólica. En invierno de 2007, tenía poco más de un mega de eólica de venta a red; durante 2008 se instalaron 800 MW. Y la Asociación de la Energía Eólica de este país asegura que en 2.015 habrá 14 GW de potencia eólica instalada. Canadá ya es una potencia hidroeléctrica, tanto que exporta electricidad a EEUU. Y los proveedores de eólica no piensan usar su electricidad para el consumo eléctrico, sino para almacenar agua en los embalses y producir electricidad en las horas de más demanda en Estados Unidos, para vendérsela. China. China es otra historia. Se trata de un dragón, un gigante mundial que cuenta él solo con la quinta parte de la población mundial, que está empezando a despertarse y necesita combustible para alimentar sus llamaradas. Tiene un peso brutal sobre la demanda energetica mundial y sus emisiones de CO2 se corresponden con esa demanda de energía. Se le ha llamado la atención varias veces sobre la contaminación que está causando su crecimiento económico, y las autoridades chinas han respondido que nos encontramos en este nivel de CO2 debido a las emisiones de los países actualmente desarrollados; él no es el culplable y tiene razón, pero también sabe que un boicot internacional a su comercio frenaría su crecimiento, por lo que es probable que el fomento de las renovables que se está promoviendo desde el gobierno chino tenga que ver con todo esto. Lo más probable es que China, dado su tamaño y su actual tasa de crecimiento, se convierta en la mayor potencia mundial -con permiso de EEUU- durante los próximos años en muchos sectores: renovables y comercio serán dos de ellas. De muestra un botón: mientras que la mayor compañía eléctrica estadounidense está teniendo problemas para financiar el sistema de distribución de su propia electricidad eólica, China, ya está construyendo varios parques que tienen entre 10 y 20 MW de capacidad, y su objetivo es disponer de 100 GW de potencia eolica en 2020. Estados Unidos, ahora que Obama ha sacado la bandera de salida, se convertirá probablemente en la primera -con permiso de China- potencia eólica mundial y de lejos, aunque ya han detectado un grave problema en un país tan grande: las mejores localizaciones para la producción eólica están en Estados prácticamente despoblados, y la demanda real de esa electricidad se encuentra a cientos, incluso miles de kilómetros de los parques. Las redes aún no están preparadas y crear líneas nuevas tardará años.

Teléfonos:
  • 902 053 038
  • 931 616 018
Idiomas
Visítanos en
Compartir